Las ventajas de ser un marginado

Charlie es el hijo pequeño de una familia americana media aparentemente normal de principios de los años 90. Este es su primer año de instituto, y tiene miedo a afrontarlo solo, ya que su único amigo acaba de suicidarse. Así que, para no sentirse solo, en vez de escribir un diario, decide escribir cartas a un destinatario desconocido, y contarle su día a día.

00000001524-2

Y en esas cartas va desgranando poco a poco, cómo llega a conocer y a integrar en su vida a Sam (de la que se enamora al instante) y Patrick una pareja de hermanastros que cursan último año. Sus nuevos amigos lo van a acoger en su círculo más íntimo, y harán que su vida cambie completamente, en un despertar de sexo, drogas y alcohol. Mientras ellos sigan en el colegio, no volverá a sentirse solo, aunque, a los ojos de sus compañeros de clase, siga siendo un “bicho raro”. Lo malo es que todos ellos se irán a la universidad el próximo curso…

Pero otros personajes van a ser decisivos en su vida: Su profesor de literatura que, descubre en él un chico con una inteligencia y sensibilidad sorprendentes; su tía Helen, a la que adoraba, y que falleció en un accidente de coche la víspera del cumpleaños de Charlie; su hermana, también en el último curso de instituto, y bastante popular entre los chicos; o su hermano que acaba de irse a la universidad, y que le ha enseñado algo fundamental: cómo pelear.

Una historia intensa y más dramática de lo que podría aparentar, que fue llevada al cine, con Emma Watson como Sam, Ezra Miller como Patrick y Logan Lerman como el protagonista, Charlie.

 

No Comments

Leave a Comment