Qué ver en casa: #TheGoodDoctor

Shaun es joven. Tiene instinto. Puede ser un magnífico cirujano. Pero, en su nuevo hospital, va a tener que ganárselo. Y no sabe muy bien cómo. Y es que, además,  Shaun tiene autismo y Síndrome de Savant, una rara condición, (también conocida como síndrome del Sabio). Ya sabemos que en las series de hospitales, las relaciones entre el personal es, muchas veces, más importante que lo que les pase a los pacientes, así que imaginad lo difícil que va a ser, para el pobre chico, superar la barrera de los sentimientos, e intentar ganarse el puesto que, profesionalmente, se merece.

Una curiosidad: Freddie Highmore, el protagonista, habla castellano (casi) tan bien como cualquiera de nosotros. Está en AXN.

Más recomendaciones en Ociozine, 50 series para una década y en ociozine.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

A %d blogueros les gusta esto: